Si la política entra al TC, “será una oficina más”, advierte monseñor Masalles
Agradeció al Señor «por la dignidad con que el TC ha impartido todas las causas», y destacó cómo éste se ha convertido en un ejemplo para otros tribunales.

Santo Domingo, R.D.   El obispo de la Diócesis de Baní, monseñor Víctor Masalles Pére, se expresó en contra de las voces que pretenden inmiscuirse en la administración de la justicia constitucional, advirtiendo que «el día en que la política entre en el Tribunal Constitucional será una oficina más, que no tendrá ningún servicio adicional que cualquier otro, porque habrá perdido su sentido».

El sacerdote señaló que «se oyen muchas voces por ahí que quieren cambiar y quieren poner jueces a conveniencia», lo cual consideró una aberración. «Y el día en que la política, vuelvo y digo, suba las escaleras para entrar en el Tribunal Constitucional, podemos cerrarlo ya, porque habría perdido su verdadera función, que es un tribunal que apele, no que ratifique en justicia, sino que apele a la verdad, a la justicia, a la santidad», enfatizó.

Masalles Pére se expresó en este sentido al oficiar la misa de acción de gracias organizada por el Tribunal Constitucional (TC) en ocasión de su décimo primer aniversario, en la Catedral Castrense Santa Bárbara, a la que asistieron jueces del TC; autoridades de distintos estamentos del Estado y personalidades de la vida nacional.

Al pronunciar el sermón de esta ceremonia, el obispo manifestó que ni la ley ni la justicia pueden combinarse con la justicia, por lo que el TC debe ser custodiado y cuidado. «Hay que evitar que un tribunal constitucional busque conveniencias, ni quereres, ni deseos personales, sino que busque lo que es justo», dijo.

Afirmó que la injusticia puede ocurrir en la vida nacional «pero en el único lugar donde sería imperdonable sería en el TC», y consideró que hay que pedir por los jueces, quienes han sido llamados a un elevado cargo y un enorme desafío.

«Para ser juez hay que tener los pies en la tierra, pero la mente en el cielo, para que Dios sea, en última instancia, el que ayude a impartir la justicia última y que no se quede ningún caso en el último paso, que es el Tribunal Constitucional, con algo que sea injusto», agregó.

Masalles Pére expresó agradecimiento al Señor «por la dignidad con que el Tribunal Constitucional ha impartido todas las causas», y destacó cómo éste se ha convertido en un ejemplo para otros tribunales. «Una vez que se ha logrado un tribunal que brilla de tal manera, no podemos permitir que se “cualquierice” el camino y la misión que tiene», recalcó.

«Felicitamos al magistrado Milton Ray Guevara, al cual le manifiesto una gran amistad y admiración, y también a los jueces que acompañan este alto tribunal y pido por ellos, para que el Señor pueda a todos ayudarnos a tener un tribunal que sea conforme a lo que la patria sigue necesitando en los días presentes», declaró el sacerdote.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *